08.03.2021

NOVEDADES

Archivo

Compartir en

8M – Día Internacional de la Mujeres Trabajadoras

8M – Día Internacional de la Mujeres Trabajadoras

Históricamente las mujeres accedieron a la seguridad social a través de pensiones. Excluidas del mercado laboral, el trabajo de las mujeres fue destinado al ámbito privado y reproductivo y solo accedían a la Seguridad Social a través de pensiones, a partir de su rol de madres, hijas y/o esposas. Actualmente, el 87% de las pensiones del régimen general son percibidas por mujeres.

Iniciado en 2004, el Plan de Inclusión Previsional, permitió a millones de mujeres acceder a una jubilación a través de las Moratorias, reconociendo así las tareas de cuidado que recaen principalmente sobre ellas.

Así fue como, en 2010, el 78% del total de las prestaciones por moratoria fueron percibidas por mujeres, garantizando de este modo, el acceso al derecho de la seguridad social a la mayoría de la población adulta de mujeres en la Argentina.

En nuestro país, hay una desigual distribución de las tareas de cuidado. Mientras que el 89% de las mujeres dedica su tiempo a estas tareas, los varones sólo lo hacen en un 58%. Por esta razón, para contribuir a la autonomía de ellas, desde 2013 tienen prioridad para el cobro de la Asignación Universal por Hijo e Hija y las asignaciones familiares. Actualmente, el 94% de las titulares de AUH son mujeres.

En 2010, se dio un nuevo hito en la inclusión de las mujeres en la seguridad social. Se creaba la Asignación por Embarazo para Protección Social. Una asignación que acompaña en la actualidad a más de 76 mil personas gestantes en su embarazo.

En 2018, se lanzó RENNyA, la Reparación Económica para hijas e hijos de víctimas de femicidio u homicidio por violencia intrafamiliar y/o de género, llevado adelante por la ANSES en conjunto al Ministerio de las Mujeres, Géneros y Diversidad y la Secretaría Nacional de Niñez, Adolescencia y Familia, a febrero de 2021.

En 2020, se amplió el acompañamiento de la Seguridad Social a las personas gestantes, con la creación del plan de Atención y Cuidado Integral de la Salud durante el embarazo y la primera infancia, conocido como el Plan de los 1000 días.

El mismo año, se creó el Programa Acompañar, para mujeres y personas LGBTI+ en situación de riesgo por violencia de género. Una prestación económica destinada a cubrir gastos de organización y desarrollo para un proyecto de vida autónomo y libre de violencias. Este programa es llevado adelante por el Ministerio de las Mujeres, Géneros y Diversidad, junto con la ANSES.

Finalmente, el año pasado en el contexto de la pandemia, desde la Seguridad Social priorizamos a las mujeres para el pago del Ingreso Familiar de Emergencia (IFE) cuando el pedido lo hacía más de un integrante por grupo familiar. Así fue como el 55,7% de los pagos del IFE fueron asignados a mujeres.